Saltar al contenido Saltar al Menu principal Saltar al pie de pagina

Tener vivienda propia es más fácil de lo que pensabas

Tener vivienda propia es la meta de muchas personas y el sistema financiero ofrece productos que contribuyen a este objetivo.
 

Tener vivienda propia es un objetivo ambicioso y para poder cumplirlo es necesario planear y construir un capital para adquirirla.

En este sentido, las entidades financieras ofrecen algunos productos de ahorro que contribuyen al cumplimiento de esta meta, brindando rendimientos y facilidades para acceder a subsidios que otorga el Gobierno Nacional por medio de la caja de compensación familiar a la que estás afiliado.

Uno de estos productos es la cuenta de ahorro programado. Algunas de sus características son:

Los recursos depositados son destinados a la cuota inicial de una vivienda de interés social, bien sea para adquirirla, construirla o mejorarla.

Requiere de un monto mínimo para su apertura.

No tiene una tarjeta débito asociada, ya que no es un producto transaccional.

Por lo general, está exenta del impuesto del 4 por mil y algunas no tienen costos administrativos.